• OBJETIVO:  EMPLEABILIDAD

La empleabilidad depende de varios factores claves que deben presentar en la persona un equilibrio correcto: conocimientos, habilidades, actitudes y experiencias. La suma equilibrada de todos estos factores es lo que conforma la capacidad de empleabilidad de una persona. Todo es esencial para mantenerse competitivo en el mercado laboral.

La profunda crisis que hemos atravesado en los últimos años, así como los cambios acontecidos en la sociedad en general, ha provocado también cambios en los perfiles que demandan las empresas y en la forma en la que las empresas reclutan.

Las empresas buscan algo más que conocimientos y experiencias. Las competencias transversales son pieza clave en los procesos de selección. EL 60% del éxito de un proceso de selección reside en lo que lo reclutadores llaman "la parte no visible" del candidato:

Mayores demandas de conocimientos y competencias en el entorno digital por parte de los candidatos. Hoy se contratan fundamentalmente "actitudes".